Semanario REGION®

Del 13 al 18 de Febrero de 2016 - Año 25 - Nº 1.211 - R.N.P.I. Nº 359581

Recorriendo el Caribe Sur con el Crucero “Monarch”

Foto

De enero a mayo y de octubre a diciembre, la empresa “Pullmantur” recorre el Caribe Sur con el Crucero Monarch, haciendo un circuito redondo permanente de siete noches, entre los puertos de: Colón, Panamá; Cartagena de Indias, Colombia; Willemstad, Curaçao (antillas holandesas); La Guaira, puerto de Caracas, Venezuela y Oranjestad, capital de la paradisíaca Isla de Aruba. Todo sin Visa para los argentinos. Estos recorridos cumplen con la modalidad de todo Incluido (desayunos, snacks, almuerzos, tardes de pizza libre, hora del té con repostería, cenas en los restaurantes principales ó modalidad buffet, cafetería y tragos largos a toda hora, con bebidas con y sin alcohol, agua, jugos, cócteles, etc.).
El idioma oficial del barco en esta línea es el español.

Foto

Desde el camarote más sencillo, se aprecia un completo equipamiento.

El Monarch de Pullmantur, navega con una variedad de comodidades de alta tecnologia de la marca, que lo mantendrá entretenido de día y de noche. Con spa, gimnasio, pista para correr al aire libre, clases de aeróbicos y un menú completo de tratamientos relajantes. Pruebe sus habilidades deportivas en la pared de escala o en la cancha de baloncesto al aire libre. La atmósfera elegante de los dos comedores principales es ideal para un desayuno tranquilo o una cena gourmet. Disfrute de la inigualable diversión nocturna que incluye deslumbrantes producciones musicales (diariamente dos funciones en el Teatro Broadway del barco), un animado y completo casino con tragamonedas y bingo, varios clubes y salones, que sumado a los distintos bares y pianos bar son 10 en total, entre ellos uno de baile temático Latino y la discoteca “Cyan” abierta hasta las 4 de la madrugada. Todo coronado por el Bar & Lounge 360 grados, en lo más alto del Monarch, con una vista infinita donde cada noche una voz melódica deleita a los noctámbulos.

Foto

El recorrido incluye destinos de gran belleza e interés.

La comodidad de los camarotes, desde los más sencillos, incluyen excelente aire acondicionado con comando individual, televisión, teléfono, baño privado con ducha, tocador y secador de cabello. Armario, caja fuerte digital, escritorio, servicio de limpieza varias veces al día y servicio al cuarto las 24 horas.

El Monarch, totalmente renovado en 2013, desplega todo su lujo en cada detalle, en especial en la zona social “Centrum”, junto a las tiendas del shopping que en alta mar venden libre de impuestos.
Glamorosas escaleras y ascensores vidriados que conectan los tres pisos del área central, son escenario de las mejores fotos que todos los pasajeros quieren atesorar como inolvidables y es espacio permanente de cursos y reuniones temáticas, junto al área de biblioteca e internet.

El barco, de 14 pisos -o decks-, cuenta con tres cuerpos de varios ascensores cada uno, pesa 74 mil toneladas, mide 264 metros de largo y puede albergar en sus 1.304 camarotes a 2.744 pasajeros más los necesarios 858 trabajadores (tripulantes), para que todo funcione.
En la terraza-solarium, dos piscinas y jacuzzis deleitan los días de navegación. En ambas piscinas hay niveles para los adultos y para los niños. También cuentan con programas de entretenimientos y cuidado de niños y zona para adolescentes, con sala de videojuegos, atendido por personal de animación.

Renglón aparte para el menú de los restaurantes “Borea” y “Auster”. Cocina gourmet de primera, con buena y amplia selección a la carta, siempre con variedades vegetarianas y selección de postres lights.
Excelentes espumantes, vinos y cervezas canilla libre, equilibran todo acompañamiento posible, tanto de carnes rojas o blancas, frutos de mar, pastas y otras exquisiteces a descubrir.
Luego, la obligada recorrida por los bares detrás de la música preferida, dispone el paladar para saborear deliciosos “capuccinos”, con alguna crema de whisky, una menta con hielo, una piña colada con ron, un mojito o simplemente abordar la pista de baile y dibujar el piso hasta el cansancio.

Son vacaciones, son días y noches para disfrutar, arriba del barco y luego, en cada puerto donde tengamos ganas de bajar o contratar una excursión, o ir de compras, detalles que abordaremos a partir de la semana que viene...

Texto y fotos: REGION® Empresa Periodística ®

Foto

Foto

Foto

Foto

Foto

Foto

Foto


Bookmark and Share